DIY: leche de almendras

Por: María Alejandra

En el post de sustitutos para una dieta vegana les conté un poco sobre la leche de almendras y en este post quiero mostrarles cómo pueden hacerla en sus casas. Generalmente la leche de almendras que venden en supermercados es muy dulce (para mi gusto) y la cantidad de fibra y proteína es muy baja si la comparamos con los nutrientes que tiene puñado de almendras.

DSC_0007

Para empezar tienen que dejar una taza de almendras remojando durante un día en agua. Cuando ya tengan esto pueden empezar con lo siguiente:

  1. Laven las almendras que remojaron y boten el agua donde las tenían.
  2. En una licuadora, mezclen las almendras con dos tazas de agua hasta que las almendras estén completamente trituradas.
  3. Este paso es opcional: agregar el endulzante de su preferencia para darle un poquito más de sabor a la leche.
  4. En un filtro de tela (lo consiguen en este link) sobre una jarra pongan la mezcla y con las manos empiecen a escurrir hasta que en el filtro sólo quede el ripio de almendra.
  5. Pueden reenvasar en una botella de vidrio que pueda cerrarse para que la guarden en la nevera sin problema. Es importante que la consuman en máximo 3 días, porque como no tiene conservantes se daña más rápido que cualquier leche.

DSC_0016_1

Con el ripio de almendra pueden hacer varias recetas. Acá les dejo un link de Pinterest con ideas que van desde galletas hasta salsas. La ventaja de hacer la leche en sus casas es que pueden aprovechar absolutamente todo y no van a desechar nada.

DSC_0014_1

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s