Semana Maria Dalmazzo: Hidrátate y previene las arrugas con esta mascarilla de piña, miel y aceite de coco.

mascarilla_16

Si eres seguidora de nuestra invitada en instagram, seguramente sabes que es una experta en mascarillas y tratamientos naturales para la cara.

El día que nos vimos con María, nos enseñó a hacer esta mascarilla y nos explicó para qué servía mientras las cuatro nos sentamos en el jardín a hablar de cosas de la vida.

Una de las cosas que aprendimos de María es que el aceite de coco es maravilloso. Ya lo sospechábamos pero fue ella quien nos dijo “tienen que comprar este tarro de vidrio con aceite de coco orgánico porque les sirve para todo, la marca es A de Coco“. Y es verdad. El aceite de coco es un excelente hidratante, ayuda a prevenir las arrugas y es un gran desinfectante antibacteriano.

Por su parte, la miel también tiene un montón de beneficios. Es un antibacterial natural, previene el envejecimiento porque está lleno de antioxidantes, hidrata, calma, revitaliza y abre los poros. La piña, además de ser deliciosa, hidrata, previene la aparición de arrugas, desinflama, elimina células muertas, exfolia y deja la piel luminosa (que no quiere decir brillante), por eso esta mascarilla es perfecta para que te la hagas en la mañana de un día en el que tengas un evento o una fiesta y quieras llegar radiante.

Materiales-mascarilla-Maria

Si no tienes un procesador de alimentos, puedes hacer la mascarilla en tu licuadora. Créenos que vale la pena. Tener la piel siempre hidratada es una de las cosas más importantes para prevenir las arrugas. Nosotras tres y María estuvimos como media hora sentadas hablando, riendo y lamiéndonos la cara (porque esta combinación de ingredientes sabe delicioso). Al final, cuando ya nos la quitamos, nuestras caras se sentían completamente hidratadas y suaves. Fue como si nos hubieran dado una piel nueva.

Mascarilla-Maria

  1. Pela la piña.
  2. Pásala al procesador de alimentos para que quede convertida en una pasta aguada.
  3. Agrégale un poquito de miel.
  4. Toma una cucharada de aceite de coco (que viene en pasta), ponlo en un pocillo y hazle baño maría hasta que se derrita.
  5. Agrega el aceite derretido.
  6. Revuelve los tres ingredientes hasta que la mezcla sea homogénea.
  7. Con el pincel, échate la mascarilla en la cara (excepto en la zona de los ojos) y lucha para que el olor no te provoque y termines comiéndotela.

Deja que la mascarilla actúe durante 30 minutos y después lávala con agua tibia. Cuando hayas limpiado y secado tu cara, notarás que tu piel está más suave que nunca.

Te recomendamos hacer esta mascarilla al menos una vez a la semana para que tu piel esté siempre hidratada y radiante.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s